Cañones de niebla

Los cañones de niebla de Idrobase® están diseñados para reducir el polvo en suspensión. Utilizan un sistema de atomización industrial, a través de boquillas nebulizadoras que se encuentran ubicadas en un anillo a la salida de un potente ventilador que disparan millones de pequeñas gotas al aire desde 20 a 220 mts de alcance con un campo de rotación de 340°.